Defensoría del Pueblo encuentra deficiencias en libros de reclamaciones de municipalidades trujillanas
Luego de una supervisión inopinada a las Municipalidades distritales de Simbal, La Esperanza, El Porvenir, Laredo, Víctor Larco Herrera, Huanchaco, Salaverry, Moche y Florencia de Mora, la Defensoría del Pueblo detectó que en éstas instituciones no se cumple a cabalidad los procedimientos que establecen un buen registro y tratamiento de un reclamo ciudadano, según lo establecido en el Decreto Supremo N°. 042-2016-PCM.
Por tal motivo, recomendó a las municipalidades supervisadas a cumplir con los procedimientos establecidos para que funcione adecuada y eficientemente el Libro de Reclamaciones, en beneficio del servicio público y de las personas que acuden a la administración edil.
El Jefe de la Oficina Defensorial de La Libertad, José Luis Agüero Lovatón, indicó que se supervisaron las Municipalidades de Simbal, La Esperanza, El Porvenir, Laredo, Víctor Larco Herrera, Huanchaco, Salaverry, Moche y Florencia de Mora, verificándose en algunos casos que el Libro de Reclamaciones no se encontraba en un lugar visible en la entidad, tampoco se presentaba información sobre su existencia o ubicación, en muchos casos no se ha designado al funcionario responsable que se encargue del Libro de Reclamaciones, se utiliza el formato para instituciones privadas, y lo que más preocupa, indicó, es que no se otorga respuesta oportuna ni se proporciona al usuario una copia o constancia del reclamo efectuado.
En ese sentido, Agüero recordó que el Libro de Reclamaciones constituye uno de los medios más sencillos para que cualquier persona reclame en una institución pública sobre cualquier acto u omisión que implique una atención inadecuada del servicio público, y es el medio más rápido para que el funcionario pueda corregir estas situaciones a fin de brindar una buena atención al ciudadano.
Por tal motivo, recomendó a los alcaldes involucrados a ubicar el Libro de Reclamaciones en un lugar visible y de fácil acceso al público, colocando un aviso sobre su existencia y el derecho que tienen los usuarios para solicitarlo. Asimismo, a entregar una copia o constancia del reclamo efectuado, designar un responsable del Libro mediante resolución del titular de la entidad, elaborar un procedimiento interno para la atención de reclamos y emitir respuesta al ciudadano en un plazo máximo de 30 días hábiles.
Finalmente, hizo un llamado a los alcaldes de La Libertad para que implementen adecuadamente sus Libros de Reclamaciones, a fin que un ciudadano pueda tener la oportunidad de ser escuchado y de esta manera contribuir a la mejora del servicio público y a una atención de calidad.

Con el objetivo de contribuir con la difusión de las exigencias en seguridad, de los avances tecnológicos en equipos, herramientas y dispositivos de protección y control, la empresa eléctrica Hidrandina realizará el Seminario denominado Seguridad en las Instalaciones Eléctricas de Baja y Media Tensión el viernes 19 de agosto.

Para el desarrollo de este importante evento, Hidrandina en alianza con la empresa ProCobre Perú, ejecutarán dicho seminario con la participación de los principales fabricantes y proveedores del sector eléctrico, que se constituyen en sus socios estratégicos para impulsar acciones de prevención.

Por su parte, Elida Huamanlazo Barrios, Jefe de Calidad y Fiscalización de Hidrandina, señaló que “Se hace imprescindible estar correctamente informados de las exigencias de seguridad, de los avances tecnológicos en equipos, instrumentos y herramientas de control, mejora del conocimiento de parte de técnicos y electricistas que intervienen en esta actividad, así como en el adecuado uso de herramientas y equipos”.

El seminario iniciará a las 08 y 30 de la mañana del día viernes 19 de agosto, en el auditorio del Colegio de Ingenieros del Perú, sito en calle Francisco Borja Nº 250 Urb. La Merced – Trujillo. El ingreso será libre y se espera la participación de estudiantes, profesionales, comerciantes, industriales y público en general. De igual manera los organizadores afirmaron que es de suma importancia prevenir riesgos y consolidar una cultura de seguridad. 

De nunca acabar. Los delincuentes robacables no escarmientan y pese a las barreras técnicas y el esfuerzo que ha realizado Hidrandina en la construcción de nuevas obras que ha demandado una millonaria inversión, los facinerosos han hurtado conductores de aluminio del tendido eléctrico que forma parte de la moderna infraestructura eléctrica de la Sub Estación Chepén.

Los malhechores robaron los cables entre las estructuras N° 37 y 38 de la línea L-6645, en el sector Sixto Balarezo, distrito de Guadalupe, en horas de la noche, para lo cual previamente causaron la interrupción del servicio de distribución de energía eléctrica; desprendiéndose los cables aéreos de media tensión.

Personal de emergencia de Hidrandina inmediatamente ocurrido el hecho delictivo, procedió a realizar su recorrido identificando el punto del hurto, procediendo a realizar los trabajos de reposición del material de aluminio hurtado, restableciéndose el servicio plenamente después de seis horas y media de arduos trabajos.

Cabe mencionar que los ladrones han cometido su fechoría afectando la línea de transmisión, de 60 kilovoltios, la misma que recién ha entrado en funcionamiento y que ha permitido la mejora del servicio en el Sistema Eléctrico de Chepén y cuyo tramo comprende desde la Sub Estación Guadalupe hasta la moderna Sub Estación Chepén.

Ante este accionar doloso e irresponsable de los delincuentes robacables, la población de Chepén y de ciudades anexas como Guadalupe, Pacanga y Pueblo Nuevo, se han solidarizado con Hidrandina y han mostrado su respaldo a la gestión directiva de la empresa de distribución eléctrica, solicitando públicamente sanciones penales más severas para los ladrones que conforman bandas delictivas cada vez más sofisticadas.

Voceros de la empresa eléctrica han mostrado su preocupación por estos hechos delictivos teniendo en cuenta que estos cortes abruptos e intempestivos que interrumpen el normal servicio de distribución eléctrica, ocasionados por los delincuentes robacables, afectan y debilitan la moderna infraestructura eléctrica que ha demandado a la empresa una fuerte inversión económica.


Por noveno año consecutivo la Maratón Internacional de Pacasmayo, el evento deportivo de mayor atracción en el norte del Perú, es presentado y auspiciado por Cementos Pacasmayo.

Pacasmayo, una ciudad balneario con extraordinarios paisajes y un maravilloso muelle a orillas del Océano Pacifico, será la sede de la novena edición del Maratón Internacional de Pacasmayo; que cada vez viene ganando mayor reconocimiento entre los amantes del atletismo en todo el Perú y el mundo. 

Desde el 2008, cada primer fin de semana de julio, Pacasmayo vive una fiesta deportiva. La competencia reúne y convoca a corredores de todas partes del Perú, así como también representantes de otros países. Los atletas visitan Pacasmayo para hacer turismo y al mismo tiempo practicar un deporte de alta resistencia. 

Las características del Maratón están pensadas para la participación de todo tipo de público que tengan solo la voluntad de ejercitar su físico. Por esta razón, la organización ha propuesto el recorrido de 4 tipos de carreras que se adapten a las condiciones físicas de los participantes: 42 kilómetros para los más experimentados, 21 kilómetros para personas que se encuentren en condiciones físicas óptimas y que hayan tenido un entrenamiento previo, 10 y 5 kilómetros para principiantes y aficionados a este deporte. Además, son tres categorías para los atletas: jóvenes (de 12 a 39 años), máster (de 40 a 49 años) y supermaster (de 50 a más).  

La idea del maratón nace de un voluntario del Cuerpo de Paz de los Estados Unidos, Steve Cambridge, quien estuvo en Pacasmayo entre los años 2008 – 2010, y emprendió con gran esfuerzo la primera edición de esta carrera pedestre en el año 2008. El Maratón Internacional de Pacasmayo ofrece a sus competidores un clima y paisajes poco vistos para una competencia de estas características, donde casi siempre es habitual correr sobre asfalto. La organización ha pensado y seleccionado cuidadosamente varias clases de terreno para el disfrute máximo de sus corredores. 

Es así que, los participantes estarán acompañados en casi todo el recorrido por la brisa del mar, pondrán a prueba su resistencia física en el desierto, podrán tener una vista panorámica de los campos agrícolas, molinos de viento, casas rurales y granjas. Pero lo más valioso de las rutas estará concentrado en el cariño, la calidez y el ánimo del poblador pacasmayino durante todo el recorrido.
Con la tecnología de Blogger.